Hoy hablo de él, Mario Benedetti

Gran escritor y poeta, Mario Orlando Hardy Hamlet Brenno Benedetti Farrugia nació en Uruguay en 1920, y es uno de mis escritores preferidos al igual que gran inspirador.
Terminó sus estudios de forma independiente, y destacó en el mundo intelectual trabajando en las redacciones de revistas como la americana “Número” y como invitado a diversos congresos por toda la región.
Sus poemas, ensayos, libros y demás obras narrativas han sido traducidas a más de 20 idiomas, hecho que lo convirtió en uno de los autores latinoamericanos más populares del siglo XX, y todavía lo es a día de hoy.
El nombre de Mario Benedett es para muchos de nosotros el sinónimo de poderosos sentimientos. Cada vez que leemos sus versos , sonreímos, nos enamoramos, vivimos y también, nos curamos de algún desamor.
Algunas de sus frases más memorables.
“Todos necesitamos alguna vez un cómplice, alguien que nos ayude a usar el corazón”.
“Y para estar total, completa, absolutamente enamorado, hay que tener plena conciencia de que uno también es querido, que uno también inspira amor”.
“Mi estrategia es que un día cualquiera no sé cómo ni sé con qué pretexto por fin me necesites”.
“Defender la alegría como una trinchera, defenderla del escándalo y la rutina, de la miseria y los miserables, de las ausencias transitorias y las definitivas”.
“Cada vez que te enamores no expliques a nadie nada, deja que el amor te invada sin entrar en pormenores”.
“Te quiero para volvernos locos de risa, ebrios de nada y pasear sin prisa por las calles, eso si, tomados de las manos, mejor dicho… del corazón“.
Todas nos enamoramos con esos poemas y muchos los han utilizado.
Gracias Mario por hacernos soñar y sentir que vivir enamorado vale la pena.

2 comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *