Hoy hablo de Las bicicletas de Saigón – Mi viaje a Vietnam

Las bicicletas ya no circulan por Saigón, Sai Gong u Ho Chi Ming City-HCMC- que es su nombre oficial. Con ellas se ha ido la literatura y el cine. Han sido sustituidas por las motos, millones de motos, ruidosas y vulgares que son conducidas con una mano mientras la otra sirve para pegar el teléfono a la oreja.

Ya ni siquiera quedan Cyclos o bicitaxis arrastrados por el esfuerzo de un delgado conductor con sombrero cónico. En la mayor parte de la ciudad están prohibidos porque entorpecen el tráfico y ya solo los usan unos pocos turistas despistados. Hay que desplazarse en taxi o, más convenientemente en mototaxi, negociando los precios o buscando los de las únicas dos compañías serias. El resto tiene el taxímetro alterado para aumentar su velocidad.

Viajar a Vietnam  está definitivamente de moda. El país se ha ganado estar en las primeras posiciones de los más visitados en el Sudeste Asiático. No es para menos, hay muchísimo que ver en Vietnam y eso ya es un secreto a voces. Desde arrozales infinitos hasta playas paradisíacas, pasando por uno de los paisajes naturales más bellos del mundo, la Bahía de Ha-Long, un viaje a Vietnam promete millones de emociones.

Además, prepara bien tu paladar y entrena el manejo de los palillos porque la gastronomía vietnamita es, sin discusión alguna, una de las más ricas y variadas de la región.

Nuevamente, agradecimientos al Hotel Intercontinental Saigon y a la aerolínea Qatar AirWays por darme la oportunidad de vivir esta maravillosa experiencia.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *